martes 15 junio, 2021
Mujer es Más –
COLUMNAS MARISSA RIVERA

«CUARTO PISO»: Como dijo el ‘Chicharito’

Y llegó el uno de julio. En unos días, más de 89 millones de mexicanos tendremos la posibilidad de participar en la elección más grande de la historia del país. Están en disputa 3 mil 400 cargos de elección popular.

Por primera vez participa un candidato independiente a la presidencia de la República y 12 millones de jóvenes se estrenarán en las urnas.

Ha sido un proceso electoral difícil, 132 políticos asesinados y cientos de renuncias de candidatos que desistieron de sus aspiraciones políticas por miedo.

La sociedad está enojada y polarizada, en las redes las agresiones subieron de tono y por lo menos un 20 por ciento de los votantes aún no sabe por quién votar. Así de gris el panorama.

Por eso, como el ‘Chicharito’, yo quiero “imaginar cosas chingonas”.

Que el próximo domingo los mexicanos saldremos a votar, que nuestro voto nos dé la oportunidad de exigir.

Que cumpliremos con nuestra obligación ciudadana y estaremos más cerca del 77 por ciento de participación de la elección de 1994 y más lejos del 49 por ciento de abstencionismo de 1988. Por el bien de nuestra incipiente y vapuleada democracia.

Y quiero imaginar chingón, que iremos a las urnas con un voto bien pensado, informado, razonado, sin presiones y sin miedo ¿De verdad podríamos estar peor de cómo estamos ahora?

Soñar chingón para que el 2 de julio amanezcamos con buenas noticias. Que ganó el presidente que merece México y que nos guiará por un mejor rumbo que sus antecesores.

Es mejor imaginar chingón que pensar en calmar al tigre.

Los políticos, los partidos políticos y los candidatos hicieron lo suyo, bien o mal, lo hicieron y hasta ahí su participación.

Ahora nos toca a nosotros.

El poder de elegir a quien nos convenga, el poder de tachar a quien le daremos nuestro codiciado voto.

Nuestro empoderamiento, ser dueños de nuestro voto, lamentablemente dura unos segundos. Un empoderamiento que se puede reflejar en castigo, reconocimiento, confianza, simpatía, enojo o desdén.

Una decisión que durará seis años, una decisión que debe ser bien pensada.

Ojalá que el resultado nos lleve a un escenario chingón y no a encontrar al diablo como ya amenazan.

Artículos Relacionados

«EL ARCÓN DE HIPATIA» Gubernaturas: no sólo se trata de romper el techo de cristal

SaraÍ Aguilar

«MIRADA GLOBAL» Del celular al Pulitzer

Paty Betaza

«COLUMNA INVITADA» Formas de votar 

Sandra Vivanco Morales

«SEXTO SENTIDO» ¿México ganó o perdió?

Adriana Luna

«ACTOS DE PODER» El dictamen, ¿político?, ¿técnico?

Fernando Coca

«ELLAS EN EL RETROVISOR» 6 gobernadoras: un triunfo de la democracia paritaria

Editor Mujeres Mas
Cargando....
Mujer es Más es un medio en el que todas las voces tienen un espacio. Hecho por periodistas, feministas, analistas políticos y académicos que hacen de este sitio un canal de expresión para compartir historias, opiniones, victorias, denuncias y todo aquello que aporte en la vida de quien nos lee.