lunes 08 marzo, 2021
Mujer es Más –
COLUMNAS COLUMNA INVITADA

«COLUMNA INVITADA» Solicitud de la INE

Sandra Vivanco

Hasta el 10 de febrero pasado el Instituto Nacional Electoral, a través de sus módulos de atención ciudadana, realizó el trámite para que la ciudadanía pudiera obtener su Credencial con fotografía para votar, ya sea por primera vez, por cambio de domicilio, extravío o robo, todo ello para que las personas puedan sufragar el próximo 6 de junio y también, identificarse.

Resulta que ese día 10 y los previos, desde la última semana de enero, los 859 módulos tuvieron una alta demanda ya que, meses anteriores debido a la pandemia suspendieron los servicios para solicitar la credencial. Al reanudar sus tareas miles o millones de personas acudieron desde el 17 de agosto de 2020 para conseguir la tan anhelada credencial, sin embargo, ello no fue suficiente.

Las filas los últimos días daban cuenta de la insufrible situación para la ciudadanía y para las personas servidoras públicas del INE, cada módulo en toda la geografía nacional tuvo afluencia de miles de personas diariamente, por lo menos la última semana de atención. Irresponsablemente algunos medios de comunicación al cubrir las notas hacían referencia a que la autoridad electoral dejaría de prestar el servicio de expedir las credenciales, sin explicar a su audiencia que, esa determinación es una exigencia de la ley.

Dejar de empadronar a la ciudadanía que solicita por primera vez la credencial de elector, que en el caso se debe tratar, en su mayoría, de aquellas personas jóvenes que hayan cumplido 18 años o que los cumplan al 6 de junio o de las personas que, por cambio de residencia requieren modificar los datos de su credencial, no es un capricho, sino que se trata de una obligación de la autoridad pues con esos datos de registro se generará el listado nominal para incluir a las personas que podrán votar el día de la jornada electoral; de ahí que, es una información errónea, aseverar que el INE hace mal.

Tampoco es veraz afirmar que no recibir más registros se deba a que los módulos se van a descansar, ya que, cerrar el registro es una etapa dentro del proceso electoral que se lleva a cabo en estos momentos, y se trata de realizar un corte al listado nominal para saber quiénes pueden votar, el diseño de las secciones electorales, su crecimiento y, en su caso, la necesidad de generar más casillas para votar; inclusive eso incluye un asunto presupuestario para determinar materiales electorales y número de boletas.

Es importante que la ciudadanía sepa que, el INE, consciente de que la ciudadanía no tendría oportunidad suficiente para renovar su credencial para votar, debido al cierre de los módulos el año pasado, determinó que podrán votar aquellas personas cuya credencial venció en 2019 y 2020. Aunado a ello, también existe la posibilidad de que si alguna persona extravía su credencial puede solicitar su reimpresión si no hay cambios de domicilio, hasta el 25 de mayo, garantizando con ello, la posibilidad de votar.

Así que, es erróneo creer que es capricho dejar de inscribir a la ciudadanía en el padrón, es parte del proceso electoral, pues la etapa interna que sigue es la realización de los listados nominales que en su oportunidad deben ser distribuidos y entregados como parte de la paquetería electoral, dicha entrega sucede en el mes de abril del año de la elección, tanto para el proceso federal como los locales, de ahí la importancia de contar con datos fehacientes, pues para su elaboración se requiere que previamente un Comité Técnico evalúe el Padrón Electoral, se generen los datos para el listado y pueda el Consejo General del INE declarar que son válidos y definitivos.

Son razones legales las que obligan a la autoridad electoral a que en cierta fecha se cierre el proceso de inscripción en el padrón de electores, ya que, como se ha señalado, de los datos que contiene se generaran los listados nominales que deberán ser conocidos y revisados por la Comisión Nacional de Vigilancia, los partidos políticos nacionales y locales; así como los representantes de las personas candidatas sin partido o independientes, para que el área correspondiente del INE pueda resolver todas las observaciones de quienes intervienen en la existencia de esa lista que servirá para que el día de las votaciones, se anote en ella, cuando un ciudadano o ciudadana acuda a votar.

Existen muchas tareas que no son visibles que realizan las autoridades electorales, ya sea el INE o los Oples, las Salas del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, los Tribunales Locales en cada Entidad, la Fiscalía de Delitos Electorales Federal y las locales, pero que suceden en el día a día, particularmente con un proceso electoral en marcha, y que, es necesario informar a la ciudadanía para que no resienta afectaciones, pero sobre todo para que no considere que se le deja en indefensión.

Las personas con credenciales que vencieron en 2019 y 2020, podrán votar el 6 de junio. En caso de extravío de la credencial para votar se puede solicitar una reimpresión hasta el 25 de mayo de 2021. Todos y todas quienes realizaron su trámite deben recoger su credencial antes del 10 de abril de 2021. Y tampoco olviden ir a ejercer su derecho de elegir a sus representantes populares el 6 de junio próximo.

 

Artículos Relacionados

«COLUMNA INVITADA» Yo, como feminista

Sandra Vivanco Morales

«COLUMNA INVITADA» Estoy parado sobre la muralla que divide

Editor Mujeres Mas

Historia del 8 de marzo I

Editor Mujeres Mas

«ELLAS EN EL RETROVISOR» Día de la Paridad de Género

Ivonne Melgar

«ACTOS DE PODER» Anaya y su campaña de caricatura

Fernando Coca

«DOLCE ÁLTER EGO» Cocinas fantasma, una exquisita explosión

Gilda Melgar
Cargando....
Mujer es Más es un medio en el que todas las voces tienen un espacio. Hecho por periodistas, feministas, analistas políticos y académicos que hacen de este sitio un canal de expresión para compartir historias, opiniones, victorias, denuncias y todo aquello que aporte en la vida de quien nos lee.