«ELLAS EN EL RETROVISOR»: Mikel, la diversidad y la homofobia

Mikel Arriola, candidato del PRI al gobierno capitalino, se pronunció el domingo anterior en contra de un derecho ya establecido en la Constitución de la CDMX: la posibilidad de adopción de los matrimonios gay.

La postura del ex director del IMSS ha dejado en claro que en las élites gobernantes a las que él pertenece, la agenda de la diversidad sigue siendo estigmatizada.

Mikel Arriola abrió así un debate que en términos legislativos y jurídicos se consideraba resuelto, al menos en la capital del país, donde las uniones entre personas del mismo sexo ya fueron reconocidas por la Suprema Corte de Justicia de la Nación y son parte de la Constitución de la CDMX integrada apenas hace un año.

Más allá de la posibilidad de que el abanderado priista llegue al gobierno de la Ciudad y pueda revertir esos derechos, el asunto muestra de manera descarnada las resistencias de los políticos y funcionales del más alto nivel hacia los derechos humanos, políticos y civiles de la comunidad LGTTTB.

En esta discusión, resulta fundamental atender los argumentos de Rafael Ramírez, secretario de Diversidad, Inclusión del PRI  CDMX, quien nos compartió su sorpresa ante el anuncio dominical.

“Estaba yo en el evento de Mikel, estaba como uno de los delegados del evento y bueno, primero fue el asombro, la sorpresa, fue ¿escuché bien, entendí bien el mensaje de nuestro candidato a jefe de gobierno en la Ciudad de México? Y bueno después fue de mucha molestia y de profunda indignación y definitivamente decidí salirme del evento en ese momento, porque dónde no caben mis derechos, no quepo yo”, cuenta.

Rafael Ramírez consiguió en 2014 que los derechos de la diversidad sexual fueran parte de la plataforma del PRI capitalino. Hoy, analiza los pasos a seguir para defenderla, sin descartar un cambio de partido.

“Yo pienso que se está buscando el voto de la derecha porque ahora la derecha se siente no respaldada por ningún partido. Tú lo sabes. Supongo que esa fue la estrategia, eso es lo que quiero pensar. Porque además Mikel Arreola no estaba en el desconocimiento de esta secretaria….Y quiero pensar que esa fue la estrategia política, muy mal pensada por cierto, muy mal equilibrada, muy mal consensada, para ganar los votos de la gente de derecha”, plantea.

“Las opiniones son respetables de todas y todos los ciudadanos, Y de todas y todos los funcionarios públicos.  Pero no puedes transgredir jamás derechos humanos, civiles, y políticos de un sector que ganó estos derechos y que ya se están aplicando”, enfatiza.

El dirigente de la Diversidad en el PRI participó en el Constituyente de la Ciudad de México que garantiza el matrimonio igualitario y el derecho a la adopción, demandas que hace seis años impulsó ante el entonces futuro Presidente.

“Es algo que también me sorprende mucho porque el presidente Enrique Peña Nieto se comprometió, bueno, el entonces candidato, estaba a punto de ser presidente, se comprometió a abordar y respaldar esta agenda y lo cumplió cabalmente”, evalúa.

Rafa Ramírez se prepara para tomar medidas de fondo, si esta semana no llega la rectificación. Pero el temor principal es que el giro de Mikel Arreola se extienda a otros candidatos.

“Mi preocupación es que finalmente nuestros candidatos no terminen de entender  que los derechos humanos son en igualdad. Podemos no estar de acuerdo  Ya no estamos en la época para someter a consulta el derecho de la mujer para ver si es viable o no es viable. De igual manera  los derechos LGBT. Ya no estamos para someter a consideración nuestros derechos”, expone

“Los derechos humanos no se someten a consenso ni a consideración de nadie, los derechos se ejercen.  Eso por un lado. Y por el otro, eso quizá el candidato no lo sabe, se estará enterando a través de tus cámaras, pues yo fui el primer integrante de un matrimonio gay a nivel individual de México y América Latina”, revela

Y alerta: “No podemos seguir permitiendo que estos errores sigan costando crímenes de odio por homofobia, por agresiones y sobre todo que se haga un llamado indirecto por homofobia”.

Comentarios

comentarios