«VÍA LIBRE»: Marco Ferrara, el precandidato gay

29 noviembre, 2017

Etiquetas: , , ,

Es un ciudadano como todos y se manifiesta libremente como homosexual.

“Es hoy y es juntos”, es el lema de la campaña que encabeza el joven filántropo regiomontano, Marco Ferrara, en su carrera a la presidencia de la República Mexicana.

Ferrara Villarreal recibió el 15 de octubre su registro como precandidato oficial a primer mandatario del país, y necesita 866 mil firmas para llegar a la contienda final.

Es Presidente de las Fundaciones “Vicente Ferrara” y” En nuestras manos” que han conseguido más de 16 mil egresados con oficios y armas para enfrentar la vida.

Estudió hotelería y en sus viajes por el mundo, sobre todo en los países de primer mundo se dio cuenta de la enorme diferencia que tenía México en comparación con éstos,  que tienen menos territorio y menos recursos naturales: la pobreza.

Ante le enorme oleada de candidatos independientes, nada hace a Marco Ferrara diferente a quienes candidatean a la presidencia.

Marco es abiertamente gay, pero su campaña no está basada en su preferencia sexual.  Es un ciudadano como todos y se manifiesta libremente como homosexual porque cree en la transparencia y en la honradez.

“Espero que esto no sea tema en los años venideros.  Sé que mis posibilidades son pocas de ganar contra un sistema, pero no es imposible. Me han advertido que se me van a venir encima grupos radicales conservadores, pero no me van a debilitar porque yo estoy aquí por el amor que siento por México”.

Ferrara tiene 37 años y es soltero -por ahora- y gusta del ejercicio, sobre todo andar en bicicleta, es un profundo enamorado de su país y cree en la monogamia basada en el amor y el respeto.

“Soy un ciudadano más, quiero cambiar vidas y darle libertad a la gente. Quiero que los millennials se involucren y que sepan que hay oportunidades para todos. Yo creo en ellos y sé que son gente capaz, y una vez que les das chance (oportunidad), se entregan con pasión a los objetivos y no se rinden”.

Marco tiene muy claros sus objetivos:

“Mi propuesta es crear círculos virtuales del 2018 al 2050, que busquen y logren erradicar la pobreza.  Estamos viviendo la Cuarta Revolución Industrial y no hay que dar despensas, hay que enseñar oficios. No me interesa el dinero ni el poder. Yo sólo quiero trabajar por mi patria. De no ganar las elecciones, ahí les dejo el programa a quién gane y si quiere aplicarlo en su gestión qué bueno. Es un proyecto que nos interesa y nos conviene a todos. Pertenezco a una minoría y quiero darle espacios a todos lo que pertenezcan a una.  Todos somos merecedores de la justicia y de la paz que necesitamos en México, ya es hora de buscar el verdadero cambio. La corrupción y la manipulación del sistema, sigue generando pobreza en nuestro país. De 127 millones de habitantes, 50 millones viven en la miseria”.

Sin duda es un hombre con ideas muy claras, con objetivos y metas precisas que lo definen como un candidato honesto y transparente como el mismo lo señala.

Marco Ferrara Villarreal no busca solamente el apoyo de la comunidad LGBT, es un candidato que busca la conversión a la justicia y la igualdad. Espera encontrar solidaridad de parte de todos los que creen en un movimiento que haga un giro a nuestro país y que nos permita vivir en igualdad de derechos y de oportunidades.

“Yo no soy político ni represento a ningún partido, ni al sistema. Soy un simple ciudadano como todos. Nuestras promesas son sostenibles y son sustentables. No se trata de tapar baches sino de ir a la raíz del problema. Vamos a heredar educación y no pobreza. Está en tus manos  y en las mías generar un México de igualdad, de paz, de equidad, de respeto y tolerancia, para construir una patria más grande, más justa y más digna”.

Si te interesa la propuesta de Marco Ferrara, puedes apoyarlo con tu firma entrando a la aplicación del INE.

 

 


Raúl Piña. Egresado de Ciencias de la Comunicación (UNAM). Extrovertido, el mejor contador de chistes y amante de las conversaciones largas. Fiel a su familia, de la que adopta honor, valor y mucho corazón. Vive en Toronto, Canadá, desde hace 20 años, pero sus raíces sin duda son 100% mexicanas. Escribe como le nace y como dijo Ana Karenina: “Ha tratado de vivir su vida sin herir a nadie”.

Comentarios

comentarios